Según el último informa del Instituto Nacional de Estadística (INE), el 9 por ciento de la población española padece algún tipo de discapacidad. Por ello, el reto en la construcción y rehabilitación de viviendas debe ser lograr el máximo confort para estos discapacitados físicos. Desde la eliminación de escaleras, tabiques o la adecuación de baños para discapacitados son algunas de las medidas que impulsa la domótica. Actualmente, no existe un concepto estándar de vivienda adaptada, sino una serie de medidas y actuaciones que facilitan la calidad de vida de los discapacitados físicos. Desde baños para discapacitados hasta cocinas o dormitorios; todas las zonas de una vivienda pueden adaptarse para lograr la comodidad de los discapacitados físicos. La comodidad en el hogar para los discapacitados físicos El primer reto de adaptar una vivienda para discapacitados físicos es la entrada a la misma. La creación de ligeras rampas en los accesos como sustitutas de las escaleras será el elemento principal a utilizar.   Una vez dentro del hogar, se deberá ampliar la anchura de las puertas y pasillo para permitir el acceso de discapacitados físicos en sillas de ruedas. Además, se recomienda la instalación de puertas correderas y la eliminación de tabiques, de forma que la cocina tenga acceso directo al comedor. El desplazamiento de los discapacitados físicos será más sencillo si los muebles no presentan cantos, tienen ángulos redondeados y son de un tamaño relativamente amplío. Los elementos de domótica también facilitan la vida doméstica de los discapacitados físicos, y es que un solo mando a distancia puede contribuir a la eliminación de hasta 44 obstáculos diferentes. Los baños para discapacitados, el lugar más adaptado de la casa Los baños para discapacitados es una de las principales estancias que deben acondicionarse. Los discapacitados físicos tienen gran riesgo de sufrir accidentes en esta parte del hogar, por ello se deben tomar ciertas medidas preventivas en los baños para discapacitados. Las duchas no deben tener mamparas y el plató debe estar a ras de suelo. Otra zona a acondicionar en los baños para discapacitados, es el lavabo que debe dejar un espacio libre debajo del mismo.